EN VIVO:
Radio Latidos Romántica

Post

Share this post

Andrea Bocelli: la historia del tenor que quedó ciego a los 12 años por un golpe en la cabeza

Cuando apenas era un bebé, el italiano Andrea Bocelli recibió el terrible diagnóstico de glaucoma congénito, una anomalía que aumentó la presión interna en el ojo y al final lo dejó ciego.

El cantante Andrea Bocelli es uno de los nombres más famosos a nivel mundial de la música clásica, ya que vendió más de 90 millones de discos, además de haber desarrollado su talento también como escritor y productor. Todo esto logrado con su esfuerzo y superando el hecho de que perdiera la vista cuando aún era un niño.

A sus 63 años, el tenor italiano ha logrado una envidiable carrera que incluye un portafolio musical con diez óperas completas: Andrea Chénier, Carmen, Cavalleria Rusticana, Il Trovatore, La Bohème, Manon Lescaut, Pagliacci, Roméo et Juliette, Werther y Tosca.

La historia de vida de Andrea Bocelli
Nacido el 22 de setiembre en el pueblo de Lajatico en Toscana, Italia, su llegada al mundo casi no se produce, según contó Andrea Bocelli en un video producido por I am whole life, una iniciativa de la Organización Derechos Humanos, Educación y Socorro (HERO, por sus siglas en inglés)

“Una joven esposa embarazada fue ingresada en el hospital por un simple ataque de apendicitis. Al final del tratamiento, los médicos le sugirieron que abortara al niño porque podría nacer con cierta discapacidad. Pero la valiente esposa decidió seguir adelante. La señora era mi madre y el niño era yo”, relató.

¿Cómo quedó con discapacidad visual Andrea Bocelli?
Tal como predijo el diagnóstico médico, Andrea Bocelli presentaba problemas de visión a medida que crecía, se le había diagnosticado glaucoma congénita, nombre que engloba un conjunto de afecciones a la vista, estas producen una anomalía que eleva la presión interna del ojo y daña el nervio óptico, produciendo ceguera.

Sin embargo, en 1970, cuando contaba con 12 años un mal golpe en la cabeza durante un encuentro de fútbol con los amigos, provocó que su condición se agravase y quedará ciego totalmente.

En medio de esa oscuridad, Andrea Bocelli utilizó su amor por la música como una luz y aprendió piano, flauta y saxofón.

Mientras estudiaba derecho en la universidad, llevó clases de canto con el tenor italiano Franco Corelli Fue su propio talento el que le abrió las puertas y lo llevó hasta el altar que hoy ocupa como una figura destacada en la música clásica.

Fuente: Espectáculos

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: